Política y Sociedad

Ángel bueno y Ángel Malo en el precandidato

Éramos chicos y nos hablaban que en nuestros hombros había dos ángeles, uno bueno y otro malo, que debíamos escuchar al bueno que antes le hablaba.

Muchos argentinos padecemos una angustiante incertidumbre.

Deseamos, Por Favor, que el Ángel Bueno del precandidato se sobreponga al ángel malo que habla ahora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 − cuatro =